sueña. conoce. inspírate. repite.
Blog de viajes oficial de Norwegian

Atardeceres hermosos en el Norwegian Sky

Es reconfortante saber que cuando la temperatura baja en el hemisferio norte, el sol de Bahamas nunca está muy lejos. Con salidas todas las semanas, tomarte unas vacaciones en Bahamas nunca fue tan fácil. En menos de lo que tardas en decir "frente frío" podrías estar tomando sol sobre la arena blanca, cóctel en mano, en un crucero en Bahamas.

Una vez que tu vista se adapte a la luz cálida del sol, te encontrarás junto a la piscina, navegando hacia destinos de ultramar como Nasáu, Isla Gran Bahama y la exclusiva isla privada de Norwegian Great Stirrup Cay.

Tus amigos en casa no estarán nadando con delfines este fin de semana, pero tú puedes. Visita la isla Balmoral, una isla privada en Nasáu, para recibir un beso de un delfín en la mejilla o alimentar a las rayas con tu propia mano. Bebe ponche de ron tirado en una hamaca para dos. Pasea en catamarán para hacer buceo de superficie en un arrecife cerca de la costa. Visita el impresionante Atlantis Resort para recorrer las tiendas o prueba tu suerte en el casino de primera categoría. Refréscate en el parque acuático Atlantis Adventure de 140 acres. Sujétate mientras 20 millones de galones de agua te impulsan por toboganes acuáticos y por un río de una milla con rápidos artificiales. Conoce bien de cerca a 50,000 criaturas marinas en el hábitat marino de Atlantis.

Por supuesto no tienes ninguna obligación, puedes simplemente tomar sol y tomar un cóctel. Todas las bebidas a bordo son gratis cuando viajas en el Norwegian Sky.

Ante la duda, copia a la gente del lugar. Los isleños de Bahamas son famosos por su estilo de vida relajado. No hay nada tan urgente como para alterar el curso tranquilo del día. Después de un par de días de crucero te habrás acostumbrado a "los tiempos isleños". Sigue la corriente. Los cronogramas y compromisos pueden quedarse en casa.

Ahora que ya estás en la onda, prueba la comida local. La gastronomía bahameña es simple y picante, bastante parecida a la cultura en sí. Es difícil irse de las islas sin haber probado un plato de caracoles, la comida nacional de las Bahamas. Este molusco marino se sirve de varias maneras: crudo en un ceviche de caracoles picante, frito en buñuelos de caracoles o mezclado en estofados. En el menú también encontrarás langosta mora, cangrejos horneados y lubina frita. Siempre ten lista una cerveza fría para apagar las llamas picantes.

Todos los cruceros por las Bahamas hacen una parada en Great Stirrup Cay, la isla paradisíaca privada de Norwegian. Aproveche tu hogar isleño lejos de casa y recuéstate en playas de arena blanca, bucea en la superficie del mar para ver coloridos peces exóticos o pasea por la pasarela de la playa. Los más aventureros podrán demostrar su valentía en la tirolesa de 1,000 pies que se extiende 100 pies sobre las aguas azul cristalino. Alquila una cabaña privada frente al mar por el día y disfruta un poco de tranquilidad. Visita el puesto de tacos o el bufé de la playa para almorzar. Toma muchas fotos para mostrar a todos en casa.

Jet Ski en Great Stirrup Cay

Antes de que el viaje haya terminado ya estarás planificando tu próxima escapada. Tomando cócteles junto a la piscina estarás muy tranquilo por saber que las Bahamas nunca están demasiado lejos.